Tengo que pedirte un favor; no te acostumbres a mí.







Tengo miedo de que llegue un día en que todo lo que existe entre nosotros te parezca normal, que no te altere mi cuerpo desnudo, que no te llene un abrazo, que no sientas nada al darte un beso.

Quiero mimarte siempre, me encanta hacerte reír, que me hagas el desayuno y prepararte el café a media tarde. Me gusta que me traigas un vaso de agua cuando tengo sed, que me hagas una caricia cuando te miro, me gusta cogerte la mano para darte un beso mientras conduces.

Quiero hacer el esfuerzo de comer cualquier cosa en el coche para llegar a verte un poco antes de tiempo, Me encanta, aunque no sea necesario, que te levantes a desayunar conmigo cuando madrugo y tú no tienes que trabajar. Quiero que, de vez en cuando, vengas con mis amigos cuando en realidad no te apetece, y yo no faltaré cuando me invites a ir con los tuyos, aunque esté cansada o me duela la cabeza.

Seguiré diciéndote a diario lo guapo que eres, y quiero que tú sigas volviéndote loco cuando me ves en ropa interior, que te pares a mirar en el espejo cuando pasas por delante de la puerta abierta del baño y me estoy arreglando para salir. Necesito decirte y que me digas buenos días y buenas noches, necesito que me abraces sin motivo.

Por favor, no te acostumbres. Sigue sorprendiéndote y sorprendiéndome.Que nunca te pasen desapercibidos un vestido nuevo o mis labios pintados. Hazme sentir como lo haces. Hazme reír. Dame un beso cuando tenga un detalle contigo y yo los tendré sin darme cuenta, y me quedaré mirándote con esa sonrisilla todos los días que te vea. No cambies, no te acomodes, que no se convierta nunca en cuestión de rutina. El día que deje de sentirme agradecida y afortunada, entonces ya no tendrá sentido. Y todo lo que me sale al quererte es intentar que tú te sientas igual, siempre. No permitas que alguna vez esto deje de parecernos extraordinario, que quedemos por costumbre, porque toca, sin ganas de vernos. No olvidemos que tú y yo estamos muy por encima de lo normal.

Entradas populares